Alessia Injoque se convierte en la primera mujer trans en presidir la Fundación Iguales

Sociedad 30 de septiembre de 2019 Por
La activista Alessia Injoque asumirá a partir del martes 1 de octubre la presidencia ejecutiva de la Fundación Iguales en reemplazo de Juan Enrique Pi. Es un hecho histórico para la comunidad LGBTI, que Injoque asuma como la primera mujer trans en el cargo de dicha Institución.
Alessia Injoque presidenta Fundación Iguales 0013
Foto: Fundación Iguales

Es un hecho histórico para la comunidad LGBTI. La activista trans Alessia Injoque asumirá a partir del martes 1 de octubre como la primera presidenta de la Fundación Iguales. 


La activista Alessia Injoque asumirá a partir del martes 1 de octubre la presidencia ejecutiva de la Fundación Iguales en reemplazo de Juan Enrique Pi. Es un hecho histórico para la comunidad LGBTI, que Injoque asuma como la primera mujer trans en el cargo de dicha Institución.

Para enfrentar este nuevo desafió, Alessia Injoque renunció a finales de agosto a su trabajo en Cencosud, y hace dos semanas se desafilió del Partido Liberal, colectividad en la que militó por casi dos años. Todo, para convertirse en la primera persona transgénero en presidir la Fundación Iguales.

La ingeniera velará por dar continuidad al proyecto que ha impulsado la misma desde su creación, que es la construcción de una sociedad más justa, donde todas las personas, sin importar su orientación sexual, expresión o identidad de género vivan sin miedo y tengan los mismos derechos.


En una extensa entrevista con La Tercera, Injoque indicó que "había muchos sectores que pedían más visibilidad de mujeres y personas trans y si puedo ser yo quien cumple esas expectativas, me alegra. En el período en el que estamos, en medio de una ola feminista y cambios sociales es muy importante que haya voces femeninas en puestos de liderazgo. Muchos pensaban que era una deuda que tenía la Fundación y ojalá con esto nos podamos poner al día".

Consultada por qué es importante que una mujer transgénero asuma el liderazgo en la organización, Alessia Injoque especificó que "en los trabajos de activismo es muy relevante desde la perspectiva personal, cómo enfrentas la sociedad y te da herramientas para relacionarte. En este caso, por ejemplo, para trabajar con la comunidad trans y con las comunidades de mujeres lesbianas voy a tener una mayor capacidad de acercarme a cuáles son sus necesidades y entenderlas respecto a lo que pudo haber sido un hombre, que no quiere decir que no puedan entenderlas, pero haber experimentado esas necesidades te lleva a una mayor cercanía".

Palabras a las que agregó que "este trabajo muchas veces es construir confianza y cercanía, y en eso hay un aporte importante".

Sobre la posibilidad de postular a un cargo como diputada, Injoque confesó que "no puedo negar que suena bonito, pero no está en un plan concreto. No descarto nada a futuro. A estas alturas no me atrevo a decir nunca, porque he hecho muchas cosas que nunca me habría imaginado".

Y concluyó que "entré a la política porque creo en la causa, porque todo esto me ha generado mucho dolor y no quiero que sufran otras personas y si dentro de eso -más adelante- encuentro que la mejor forma de seguir impulsando cambios es con un rol político más específico, lo haría".

Te puede interesar