El Universal Chile El Universal Chile

Carta abierta a los Congresistas de Chile 2020: En nombre de los reclusos y reclusas de Chile

La pandemia que ocultan las cárceles de Chile, la cual como "oasis contaminante" es totalmente invisibilizadas por quienes hoy revisan y hablan de política pública.

Nacional 13 de julio de 2020 Redacción El Universal Chile Redacción El Universal Chile
Congreso Chile 002 58624_n

Buscanos en Google Noticias 

logo-google-new

Red por la libertad y dignidad.
Carta abierta a Diputados y Senadores de la República de Chile.

Señores representantes, antes que todo los saludamos en nombre de los reclusos y reclusas de Chile.

A través de la red por la Libertad y Dignidad, conformada por organizaciones que velan por los Derechos Humanos al interior de los recintos penitenciarios, deseamos dar a conocer la realidad que se vive a diario en las distintas cárceles de nuestro país, y al igual que muchas otras miserias que vive nuestro pueblo, han quedado al descubierto con la pandemia, el estallido social, la crisis institucional y política que atravesamos hoy en día. 

La pandemia que ocultan las cárceles de Chile, la cual como "oasis contaminante" es totalmente invisibilizadas por quienes hoy revisan y hablan de política pública.

Sabemos y reconocemos los motivos de nuestro encierro y pérdida de libertad, sin embargo, ninguna condena ha sentenciado la perdida de dignidad que hoy presentan las cárceles de Chile.

La vida penitenciaria es precaria y no pretendemos competir ni compararnos con otras realidades de nuestro país, sino más bien hacerlos mirar a una parte de la población que va más allá de llenar la crónica roja de un medio de comunicación o de un matinal.

Hoy nuestra situación social, no discrimina, delitos, etnias, credos religiosos ni orientación sexual, hoy las cárceles de Chile se han transformado en centros de torturas, avalados por el gobierno de turno y amparado en el silencio cómplice de quienes se presentan frente a la ciudadanía como observadores de Derechos Humanos de las personas privadas de libertar. 

Chile y los pilares que conforman el estado ilusionan a un principiante gendarme con una oportunidad laboral, para años más tarde transformarlo en un agente torturador y escaso de misericordia, hombre que al igual que muchos internos es padre, hijo, hermano y posiblemente llegue a su hogar con la misma violencia que cerró las puertas de la prisión o talvez invito a la ruleta sexual penitenciaria a los cuerpos más desvalidos y frágiles. 

Gendarmería desfiguran nuestros cuerpos, los mutila, torturan nuestra mente, prostituyen a su antojo morboso a hombres y mujeres, crímenes que serían sancionados en cualquier país democrático y castigado severamente por una corte internacional. 

Hoy en la cámara de diputados vemos con esperanza la creación de una mesa que pretenda generar cambios en la infraestructura y protocolos del trato interno, sin embargo, esa mesa será coja si no considera las organizaciones de trabajo directo, las que por años han representado la voz de los reclusos.

La reunión de la oficialidad solo invita a la sospecha de un maquillaje a un sistema contaminado por la impunidad, el cual no puede continuar, y requiere la urgente intervención de organismos del estado como también de representantes internacionales que visiten las cárceles y no las oficinas tibias de quienes resultan ser, no solo carceleros, también verdugos en un sistema flagelante. 

Miles de causas levantadas por las violaciones sistemáticas a los derechos humanos son archivadas deportivamente por fiscales, haciéndolos cómplices de la repetida frase “en Chile se encarcela la pobreza”.
  
Hoy más que nunca en medio de esta pandemia el giro visual a nuestras necedades es urgente, los desarraigados sumados a la crisis sanitaria, fragmentan vínculos, dañan procesos de reinserción, no respeta la cultura institucional y local, generando más violencia de la que hoy se vive en los recintos.

Queremos ser claros y también dejar tranquila a la ciudadanía, solo pedimos que las condenas se ajusten a las leyes, pues la dignidad nunca puede ser una excepción. Pagar los delitos cometidos con la vida solo los hace cómplices del asesinato de la mano del que no tenía los recursos para un buen abogado o simplemente no lucia camisa y corbata al momento de cometer los delitos.

Hoy la Red por la Libertad y Dignidad, representada por organizaciones, ex reclusos y colaboradores en Derechos Humanos, hacemos un llamado a cada representante a colocar esta necedad en la agenda política y facilitar nuestro encuentro, para así frenar el atropello clandestino y amparado en las sombras del Estado 

Organizaciones firmantes.

  • 81 razones.
  • Confapreco 
  • Observatorio social penitenciario 
  • Carlos Espinola Robles ex recluso.
  • Defensa popular.
  • Colaboradores y activistas en derechos humanos. 

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia. En EL UNIVERSAL CHILE valoramos todos los comentarios respetuosos y constructivos y nos guardamos el derecho a no contar con las opiniones agresivas y ofensivas. Cuéntanos qué piensas y sé parte de la conversación.

Te puede interesar

Síguenos en Twitter

El Tiempo en Santiago de Chile.



Lo más visto

Odio

Avanza tramitación de proyecto que tipifica delito de incitación al odio

El Universal
Nacional Ayer

El proyecto presentado en 2017 por el gobierno de la ex Presidenta Michelle Bachelet, y que ya fue aprobado en general por la Sala, tiene por objetivo sancionar penalmente a quienes promuevan discursos que generen una apología del odio y que inciten actos de violencia afectando a un grupo de personas o a sus miembros, en base a lo dispuesto tanto en los pactos internacionales de derechos humanos, como el ordenamiento jurídico interno.

Boletín de noticias